TRANSPORTE DE CARGA, motor de la economía hacia un modelo resiliente - Pasajero7

TRANSPORTE DE CARGA, motor de la economía hacia un modelo resiliente

carga

El crecimiento acelerado de la población en México y la necesidad de trasladar una mayor cantidad de productos, trajo consigo el incremento de hasta 68% de unidades de carga con longitudes superiores a las autorizadas.

De acuerdo con información de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), el crecimiento de unidades pesadas originó una desorganización que se manifestó en el exceso de peso de los vehículos con cargas superiores al peso máximo autorizado hasta en un 52%, además del deterioro de la red carretera y el aumento en el número de accidentes.

Aunque las cifras oficiales de la SCT documentan que el mayor número de accidentes en carreteras involucra a vehículos particulares, al no respetarse la normativa para longitud y peso en los vehículos de carga incluyendo camiones de doble remolque o “fulles”, que circulan en las carreteras federales y zonas urbanas, se tuvo un crecimiento en el número de percances motivados por la obsolescencia jurídica.

Marco Legal

En este sentido, la problemática motivó a las autoridades de transporte a regular requerimientos y especificaciones para este tipo de unidades en la Norma Oficial Mexicana (NOM-012), publicada en el año 1994 con modificaciones constantes y recientes.

De manera inicial, la NOM consideró aspectos en materia de seguridad que evitarán riesgos para conductores y población en general.

Según la SCT, “La creación de la NOM-012-SCT-2-1994 sobre el control de peso y dimensiones, representó un impacto importante en la reducción del índice de accidentes ocurridos por el exceso de peso y/o dimensiones de los vehículos en operación, así como la disminución en el deterioro acelerado de la infraestructura carretera por el tránsito de vehículos sobrecargados”.

Para tener un complemento a la NOM-012, se emitió la Norma Oficial Mexicana, NOM-068, que establece las condiciones físico-mecánicas de las unidades; en ella se señalan elementos para dejar fuera de circulación vehículos que representan algún tipo de riesgo por sus condiciones.

Por un lado, la NOM-012 regula el peso y dimensiones y la NOM-068 las condiciones físico-mecánicas, adicionalmente como un trinomio de seguridad, se estableció la NOM-087 que regula el tiempo de conducción, pausas y descansos que deben cumplir los conductores de autotransporte federal, también conocida como “norma de fatiga”.

Es conocido que los conductores de vehículos pesados no descansan horarios precisos, lo que ha originado que presenten somnolencia que en muchos casos se deriva en accidentes involucrando a terceros.

La restricción a vehículos no controlada

De acuerdo con estudios elaborados por diversos organismos, la prohibición no regulada del transporte de carga y la prohibición en varios aspectos puede desencadenar factores negativos, por lo que especialistas llaman a tener medidas de seguridad con estricto control.

Encarecer la cadena logística para movilizar mercancías, generar una pérdida de competitividad de la planta productiva nacional y afectar el crecimiento potencial de la economía, son algunos de los factores que incidirían negativamente según la Comisión Federal de Competencia Económica.

Para el Instituto Mexicano de la Competitividad, habría un 26% de mayor costo por operar vehículos ligeros contra los dobles remolques, además de un incremento en costos de transporte y precios de productos sumado a la disminución de la demanda y menor volumen de surtimiento de mercancías.

Acuerdos conjuntos

Si bien la NOM-012 ha sufrido cambios acordes a las nuevas necesidades para conjuntar acuerdos que permitan un bien común, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes refiere sobre este tema que desarrolló una política para este tipo de transporte basada en tres ejes fundamentales: Impulso a los proyectos de infraestructura, fortalecimiento del marco regulatorio y la promoción de acuerdos internacionales que favorezcan la competitividad y crecimiento del país.

Nuevas disposiciones NOM-012-2018

En 2014 entró en vigor una nueva Norma Oficial Mexicana, NOM-012 de pesos y dimensiones, que, entre otros aspectos redujo de 45 a 40 pies el largo de los vehículos de carga (12.192 metros); estableció un peso máximo de 75.5 toneladas para dobles remolques; fijó como velocidad máxima 80 km/h; restringió  su circulación exclusivamente por carreteras de alta especificación y redujo de cinco a dos años la vigencia de las licencias de conducir este tipo de unidades.

De manera adicional quedó establecido que los vehículos de carga deben contar con frenos ABS y suspensión neumática.

Tras la polémica del uso del doble remolque en nuestro país, organismos y sectores de la sociedad indicaron que al menos al año hay mil fallecimientos por percances con vehículos de doble remolque.

A diferencia de otras naciones, se dijo que hasta esa fecha se tenía registro de dobles remolques con hasta 32.5 metros de longitud y cargas de hasta 80 toneladas.

Derivado del foro de análisis para analizar la vida del doble remolque, en el senado de la República se emitieron recomendaciones para realizar nuevas modificaciones a la NOM-012, que entró en vigor en febrero de 2018.

La nueva versión establece más requisitos para este tipo de unidades. Destacan que cada vehículo cuente un gobernador de velocidad para evitar que exceda los 80 km/h; permiso y placa para el sistema de acoplamiento (los Dolly).

Aun el tema de la posible prohibición de éstos se encuentra vigente y entre los pendientes legislativos en el senado. A inicios de año trascendió la unión de senadores de Morena para ir contra el doble remolque.

Desde el pasado marzo de este año, en la CDMX los vehículos de carga no pueden circular entre las 06:00 y 10:00 horas (horas pico), en caso de estar dentro de la ciudad, podrán hacerlo hasta las 07:00 horas, pero podrán reanudar hasta las 10:00.

El transporte de carga en números

El 56% de la carga del país se mueve en autotransporte. Más de seis millones de familias dependen directa o indirectamente de la industria, en el sector hay más de 190 mil personas físicas y morales que generan el 6% del PIB y atienden a más de 70 ramas de la actividad económica nacional.

El remolque sencillo distribuye 54 toneladas en 6 ejes, mientras que el doble remolque dispone 75.5 toneladas en 9 ejes.

En una gráfica que contiene una variación de tipos de transporte de carga, la SCT informa que en el año 2018 en México existían:

841,403 unidades de transporte de carga en general,

141,453 de transporte de carga especializada, de acuerdo con la siguiente catalogación:

  • materiales peligrosos 114,424,
  • automóviles sin rodar 7,399,
  • fondos y valores 4,295 y
  • vehículos luminosos 15,335.

Dentro del parque vehicular del autotransporte de carga por tipo de Vehículo se encuentran entre otros: caballete, caja, caja cerrada, caja refrigeradora estaca o plataforma, góndola, madrina, jaula y redilas.