Elementos que frenan los SIT en las ciudades - Pasajero7

Elementos que frenan los SIT en las ciudades

pedro jimenez

Implementar Sistemas Integrados de Transporte es el gran reto que tienen las ciudades de Latinoamérica, si bien hay avances y modelos técnicos que encaminan a su implementación, aún hay factores, principalmente humanos, que han frenado la transformación de la movilidad en muchas entidades, señala Pedro Jiménez, Presidente y Fundador de la empresa Idear Electrónica.

Desde la perspectiva de Pedro Jiménez quien durante más de tres décadas se ha desempeñado en diferentes áreas relacionadas con la movilidad y el transporte, como empresario o funcionario público, lo primero es la visión que se tiene de cómo hacer un cambio.

“Todo mundo estamos convencidos de que hay que hacer una transición por ejemplo, del hombre-camión a ruta-empresa, pasarlo a sistemas de cuencas de movilidad. Tenemos una idea muy clara, más o menos, de lo que queremos que sea la nueva movilidad en cada una de las ciudades. Pero lo que nos falta por aprender y desarrollar en este proceso de transición, es el cómo pasar de un diagnóstico a una imagen objetivo”.

Este proceso es muy complicado, explicó, ya que cada ciudad, cada estado, cada país, tiene condiciones económicas, legales, sociales, sindicales y empresariales, así como ideológicas diferentes, y eso implica un modelo exclusivo para cada lugar.

“Entonces cambiar esta mentalidad y cambiar todos estos esquemas estructurales es la parte más difícil”.

El determinante factor humano

A lo largo de su historia, el transporte público ha estado supeditado a los intereses políticos y económicos, olvidando en muchos casos que también es un servicio público; es por esto, que Pedro Jiménez considera que es urgente incentivar la cultura empresarial y deslindar al transporte público de los intereses personales.

“Es toda una cultura, es una nueva cultura empresarial, que prácticamente hay que esperar que la asuman más bien los hijos de los transportistas…es necesario que los elementos que hacen posible la integración de los sistemas de transporte en las ciudades, sean blindados de los intereses personales y respondan a la demanda social”.

Los factores que influyen en la implementación de SIT’s, a consideración de Jiménez son:

  • Administrar el servicio bajo el modelo empresarial: “Algo que puede ser bien ejecutado por las nuevas generaciones de transportistas”.
  • Integración de dependencias: “Es necesario que todas las secretarías y áreas de gobierno se alineen rumbo a un mismo sistema de trabajo y objetivo, que no se entiendan como entes independientes”.
  • Marco Legal: “Generalmente no fueron realizados por expertos en movilidad, y son sometidos a modificaciones con cada nueva administración. No existe un lineamiento nacional que integre, que involucre a todas las entidades en este sentido”.

“Entonces nos encontramos frente a estos tres componentes integrados por personas con visiones diferentes e intereses, que frenan la implementación de los sistemas integrados”.

A esto podrían sumarse tres factores más que son más fáciles de conciliar e implementar, como es la obra civil, renovación de flotillas, y la implementación de sistemas tecnológicos para optimizar el servicio.

“Esos tres componentes son objetos materiales que se adquieren en el mercado”.

Política Nacional de Movilidad

Con la experiencia que ya se tiene de sistemas integrados en diferentes partes del país y a lo largo de América Latina, mismos que a través de la prueba y error han aportado los elementos básicos para impulsar una buena movilidad en las ciudades, es momento de “pensar en una Política Nacional de Movilidad”, expresó Pedro Jiménez.

“Ya estamos en condiciones de empezar a pensar en una Política Nacional de Movilidad que sea ajena a otros intereses, que esté enfocada estrictamente en que la ciudad sea más eficiente. Una movilidad eficiente hace más competitiva económicamente a la ciudad y ofrece una mayor calidad de vida de los usuarios.

“Si se trabaja para alcanzar estos dos grandes objetivos, una mejor calidad de vida y una mayor competitividad económica, hablamos entonces de construir redes de movilidad eficientes, y no como ahora que las ciudades se mueven mediante un mazacote de rutas superpuestas”.

Mucha tecnología, pocas condiciones

La tecnología es básica para el buen funcionamiento de los sistemas integrados de transporte, y existen ya las herramientas necesarias para ser aplicadas, sin embargo, al menos en México aún no hay las condiciones para que muchos de los avances tecnológicos funcionen de manera adecuada.

“Ya existen las tecnologías, pero para qué queremos informarle al usuario, sí ni siquiera tenemos definidos los paraderos, es decir, en lugar de informar en los paraderos en cuantos minutos llega la siguiente unidad, se estaría informando las razones por las que no va a llegar a tiempo.

“Nosotros operamos el 100% del transporte en Guayaquil, y tenemos los datos en tiempo real; la pregunta es ¿los mostramos? ¿Ya tenemos la suficiente programación y la capacidad de cumplirla como para decir esto lo que te voy ofrecer o no? Entonces claro, muchas veces estos sistemas de información a usuarios tienen que partir de que la información sea confiable”, manifestó Pedro Jiménez.

No todo está en manos de transportistas

Para que se materialicen los sistemas integrados y mejore la calidad del servicio hay elementos, sobre todo de infraestructura que son tarea de las autoridades, aseguró  el experto.

“Todo lo que es infraestructura urbana es básicamente función pública; además se configura lo que es la rectoría del transporte público, si funciona mal el marco legal, si funcionan mal las instituciones públicas, vamos a tener una rectoría muy deficiente y como servicio público la rectoría es del estado, y son ellos los que imponen las reglas al operador, al prestador del servicio. 

“Es una tarea a largo plazo, si me dijeran que en 10 años se lograría consolidar un SIT, yo diría que son pocos, a lo mejor en 15 años con una buena planeación, con un estado comprometido con la movilidad, podríamos tener niveles verdaderamente excepcionales”, puntualizó.